AVIS DE DÉCÈS

Manuel G Macias

16 décembre 19444 mai 2021
Visionner la présentation hommage

Manuel G Macias, 76, de La Puente, California falleció el mayo 4, 2021. Manuel nació en el mes de diciembre 16, 1944 en Rancho de Los Garcia, Jalpa, Zacatecas, Mexico.

Manuel dejó a su esposa, Irma Romo de Macias.

Un sepelio para Manuel se llevará a cabo el miércoles, junio 2, 2021 a las 1:00 p. m. en Cementerio de Our Lady Queen of Peace, 3510 East Washington Street, Colton, California 92324.

Podrá compartir sus gratos recuerdos y expresar sus condolencias en www.FunerariadelangelWC.com para la familia Macias.

  • FAMILLE

  • Irma Romo de Macias, Esposa

Services

  • Sepelio

    mercredi, 2 juin , 2021

Souvenirs

Manuel G Macias

VOUS AVEZ UN SOUVENIR OU DES CONDOLÉANCES À AJOUTER?

ENVOYEZ CONDOLEANCES
Lilia Sanchez

18 mai , 2021

Daniela Macias

16 mai , 2021

Lupe Macias

15 mai , 2021

George and Lupe’s Wedding

Luis Macias

14 mai , 2021

DE LA FAMILLE
DE LA FAMILLE
DE LA FAMILLE
DE LA FAMILLE
DE LA FAMILLE
DE LA FAMILLE
DE LA FAMILLE
DE LA FAMILLE
DE LA FAMILLE
DE LA FAMILLE
DE LA FAMILLE
DE LA FAMILLE
DE LA FAMILLE
DE LA FAMILLE
DE LA FAMILLE
DE LA FAMILLE

Biographie

Manuel G. Macías nació el 16 de diciembre de 1944 en Rancho de Los García, Jalpa, Zacatecas, México. Fue uno de los 8 hijos nacidos de José Macías y Mercedes Guerrero. A los 22 años se casó con su esposa Irma Romo García. Tuvieron la bendición de celebrar juntos 53 años de matrimonio, donde con orgullo dieron la bienvenida a 7 hijos y tuvieron la bendición de amar y abrazar a 17 nietos. Nuestro padre era un hombre honesto, trabajador y humilde. Un hombre de fe, que siempre confió en el plan del Señor y su fe lo mantuvo fuerte incluso en sus días más difíciles. Le encantaba cantar y tocar la guitarra, contar chistes y hacer reír a todos a su alrededor. Sus palabras de consejo nunca se quedaron cortas y su disposición para ayudar a los demás sin esperar nada a cambio fue admirable. Su mayor tesoro y orgullo era su familia. Lo extrañaremos mucho, ya que un alma tan genuina como la suya nunca podría ser reemplazada y mucho menos olvidada.