Lidiando con el Dolor


El dolor adopta muchas formas y puede ser una experiencia muy diferente para cada persona. Cuando alguien cercano a usted fallece, un período de luto es natural y es parte del proceso de sanación. Es importante saber que su dolor es único y personal.

El funeral es solo una parte del proceso de duelo, y puede llevar meses o años para volver a sentirse como uno mismo. Se espera una variedad de emociones, y es útil tener un sistema de apoyo de duelo alrededor suyo que le ayude a hacer frente a la situación, y que esté allí cuando usted necesite compartir historias, recuerdos y sentimientos.

Sus profesionales de Dignity Memorial® pueden ser parte de ese grupo de apoyo a través de la asistencia al duelo que se ofrece después de la muerte de un ser querido. Estamos orgullosos de proporcionar a las familias acceso a beneficios y servicios exclusivos, tales como la línea de ayuda Compassion Helpline® las 24 horas, que le puede ayudar a lidiar con la pérdida a medida que atraviesa su proceso de duelo personal.

Cuando se trata del duelo, es normal sentir una variedad de emociones

Usted puede experimentar una gama de emociones al lidiar con el duelo. Esto es normal, y las emociones y la manera en que usted afronta el duelo varían dependiendo de la relación con los fallecidos, sus propias características personales e historia de vida, los aspectos específicos del fallecimiento de su ser querido, la situación social que le rodea y su estado físico.

Su período de duelo puede diferir del de otros miembros de la familia que lloran a la misma persona. Esto puede ser debido a su relación única con el ser querido y los roles que tuvo en su vida. Por ejemplo, usted puede estar en duelo por la pérdida de su marido, que era también su mejor amigo, proveedor, compañero de viaje y abuelo de sus nietos.

Las emociones reales asociadas con una pérdida pueden ir desde la tristeza y la ansiedad hasta la impotencia, sentirse abrumado o temeroso. Otras emociones que usted puede sentir incluyen:

  • nostalgia por su ser querido
  • ira
  • impaciencia
  • culpa
  • depresión
  • frustración
  • soledad
  • sentimientos de negación
  • abandono
  • miedo a enloquecer
  • alivio (esto puede ocurrir cuando una enfermedad terminal fue la causa del fallecimiento)
  • incredulidad
  • confusión
  • deterioro de la concentración
  • desorganización
  • insensibilidad
  • obsesión con su ser querido
  • tensión
  • evitar las cosas asociadas con el fallecimiento
  • pensamientos invasivos y retrospectivos
  • angustia espiritual
  • deterioro de la concentración
  • inquietud o agitación
  • sensación de insignificancia

En otras ocasiones, usted puede preguntarse, "¿Para qué?" y desear que usted también pudiera morir. Aunque estos pensamientos no son anormales, si usted considera seriamente el suicidio o no se cuida adecuadamente de forma que se expone al riesgo de morir por una enfermedad o lesión, entonces usted debe buscar ayuda profesional inmediatamente.

Consejos y recursos para lidiar con el dolor

A medida que acepta el dolor de su pérdida, es importante que usted se cuide. A través de nuestra experiencia ayudando a aquellos que sufren la pérdida de un ser querido, hemos aprendido que no hay un marco de tiempo específico para la sanación.

Un proceso de sanación saludable significa tomarse el tiempo para entender sus emociones mientras hace frente a su pérdida, presta atención a su propio bienestar y busca recursos cuando la ayuda es necesaria.

Consejos para cuidarse a sí mismo

Es importante que usted se cuida mientras está en duelo. Regresar a las actividades, pasatiempos y lugares normales puede ser una parte útil del proceso de sanación.

  1. Escuche a su cuerpo, y dese permiso para sentir emoción. Ya sea que se trate de sentimientos de tristeza, enojo o felicidad al recordar, asegúrese de no reprimir sus emociones. Si necesita llorar, llore.
  2. Mantener una dieta y patrones de sueño adecuados.
  3. Haga ejercicio físico, incluso si es solo caminar por el vecindario para tomar aire fresco y ver la luz del sol.
  4. Lleve un diario, y anote sus pensamientos y sentimientos.
  5. Baje sus expectativas sobre usted. No puede esperar volver a la vida normal de inmediato y funcionar como lo hacía antes. Lleva tiempo. Dese mas delicadeza y deje ir la necesidad de perfección.
  6. Asegúrese de tener un grupo de apoyo en el que apoyarse durante el primer año. Atravesar el duelo es un proceso continuo y los sentimientos pueden ir y venir a medida que se acercan los días festivos o eventos significativos. Tener un grupo de personas en quienes apoyarse y que le conozcan bien, le ayudará a superar los altibajos.
  7. No tenga miedo de pedir lo que necesita. Ya sea ayuda para hacer diligencias, notas de aliento o una comida, deje que sus amigos y familiares sepan cómo pueden ayudarle.

Recursos para lidiar con la pérdida

La línea Compassion Helpline®

La línea Compassion Helpline de Dignity Memorial ofrece a las familias acceso telefónico ilimitado gratuito a consejeros de duelo profesionales durante 13 meses después de que cualquier proveedor de Dignity Memorial en toda Norteamérica le brinde servicios. Además, cualquier persona que asista a un velorio, capilla o servicio conmemorativo tendrá acceso durante tres meses a la línea Compassion Helpline.

*Servicios prestados por Charles Nechtem Associates, Inc.

Serie de Guías para el Manejo del Dolor®

Nuestra Serie de Guías, una biblioteca de recursos para el manejo del dolor, fue desarrollada para apoyar y consolar a cualquiera que esté lidiando con estas emociones complejas. Solicite más información a su profesional de Dignity Memorial.

Los recursos incluyen:

  • Doce puntos con información sobre duelo tras la muerte de su ser querido
  • Ayúdese a lidiar con los días festivos y aniversarios
  • Ayúdese en un momento de pérdida

Recuerde, todos sentimos el dolor de una forma distinta. Es importante no comparar su proceso de duelo con el de otra persona. Cuídese, y si necesitas apoyo adicional para el duelo, sus profesionales de Dignity Memorial están aquí para ayudar.